Tu mundo, más eficiente

Gastronomía: “Los inusuales usos gastronómicos de la fresa”

  La campaña Fresas de Europa desvela el potencial de esta fruta en la cocina a través de cuatro originales propuestas

En vinagre, en vino, en gazpacho, en bocadillo, en yogur, en ensaladas… La versatilidad de la fresa en la cocina rompe moldes y, más allá de sus habituales aplicaciones en el mundo de la repostería, esta fresa ofrece múltiples opciones gastronómicas con las que disfrutar del sabor y de los matices de este ingrediente de una forma diferente.

Vinagre de fresas

Este vinagre se puede utilizar en ensaladas, verduras a la plancha y carpaccios de carne o pescado.

Ingredientes:

  • ½ kg de fresas
  • ½ Cucharada de azúcar
  • 2 tazas de vinagre blanco de vino

Preparación:

Se limpian las fresas, reservando unas pocas, y el resto se vierten en una batidora. Se añade el azúcar y el vinagre blanco y triturar. Se daja reposar de un día para otro en un lugar con poca luz. A continuación, y con la ayuda de una gasa o trapo fino, se filtra el vinagre en un recipiente de cristal y se añaden las fresas que se han reservado cortadas en trocitos en el interior del recipiente.

Agua de fresas

Si te gusta el agua con sabores, experimenta esta receta de agua de fresas, ideal para desintoxicar el organismo con una bebida refrescante y aromatizante. Para prepararla se necesitará 1 litro de agua, el zumo de medio limón, 6 fresas y 3 hojas de menta. Se recomienda servirla con unos cubitos de hielo.

 

Ketchup de fresas

Las tendencias culinarias cambian, se imponen nuevos sabores, se arriesga más y se innova sin parar. Aquí está la sorprendente receta de la repostera francesa Chloé Saada, embajadora de la campaña Fresas de Europa en Francia.

Ingredientes:

  • 200 gr de fresas muy maduras
  • 500 gr de tomates muy maduros
  • 1 cebolla blanca
  • 2 cucharaditas de tomate concentrado
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharada sopera de aceite de oliva
  • 6 cl de vinagre blanco
  • 75 gr de azúcar moreno

 

Preparación:

Cortar la cebolla, el ajo, los tomates y las fresas en trozos pequeños. Sofreír el ajo y la cebolla. Una vez pochados, añadir las fresas, los tomates, el azúcar, el concentrado de tomate y, por último, el vinagre. Cocinar la mezcla en la cacerola durante 25 minutos a fuego medio. Salpimentar al gusto y deja enfriar. Pasar la mezcla por un colador o batir para conseguir un aspecto de salsa de kétchup.

Gazpacho de fresas

Si hay una receta típicamente veraniega, con el permiso del helado, ésta es el gazpacho. Su uso se ha extendido tanto que, incluso, le han salido dignos competidores con otras frutas de temporada como la fresa y la sandía.

Ingredientes:

– 500 gr de tomates maduros

– 500 gr de fresas

– ½ pepino

– ½ pimiento verde

– ½ diente de ajo (opcional)

– 50 gr de pan duro

– 50 ml de aceite de oliva virgen extra

– 20 ml de vinagre de manzana

– Sal y agua al gusto

 

Preparación:

Pelar los tomates, el ajo y el pepino y trocéalos en pequeñas porciones. En un bol, humedecer el pan con un poco de agua, el vinagre y la sal. Mezclar el resto de los ingredientes en la batidora y cuando estén bien triturados añadir los ingredientes que habías reservado junto al aceite. Para que no queden restos de semillas, utilizar un colador o un chino. Estará más rico cuanto más frío se sirva.

Tortitas de fresa

Ingredientes:

– 80 gr de harina

– 1 huevos

– 30 gr de azúcar

– 100 ml de leche

– 1 cucharadita en polvo

– 1 pizca de sal

– 8 fresas

Preparación:

Añadir todos los ingredientes, excepto las fresas, en la batidora y batir hasta conseguir una masa homogénea. Lavar y cortar las fresas y tritúralas hasta obtener un puré. Posteriormente juntar ambas mezclas y batirlas bien para que queden bien integradas. El resultado adquiere una tonalidad rosácea producto de las fresas.

Fuente e imágenes: Fresas de Europa.

 

 

 

, ,

Comments are closed.